mayo 16, 2011

Al fin no es invisible

Llegué asustado a casa, mi madre preocupada e insistente quería saber. Yo ni hablar podía. Tomé agua, mucha agua. No es que tuviese miedo, ni que hubiera visto al diablo, no. La cosa fue peor.
Resulta que hace días, Teca anda muy pero muy misteriosa, no quería hacer las tareas con la pandilla, bañarse en el río, ni montar bicicleta, en el parque.
Mas hoy estuvo diferente, habladora y cuentista como nunca antes, pero no  hablaba con nosotros.
Hablaba "ante nosotros con su famoso amigo Jorgito". Por eso cuando salimos de clase, José Rolando fue el de la idea de seguirla.
Cuando sonó el timbre de salida, y con cautela la seguimos, le extendió la mano a alguien y la escuchamos cuando dijo:__ Llegó la hora Jorgito, vamos.
A su lado no había nadie.
Así que como tanta otras veces, pero esta, con razón como José Rolando, la dimos por loca. Muy loca.
__ Verás que bien has quedado,  nadie podrá negar que existes y que eres mi mejor amigo- decía la Cuentacuentos- Tú calla, ya verán ellos, cuando ponga tu  foto en el centro de la plaza, si eres o no eres, bien visible.
Eso creímos entender los que más cerca de Teca avanzabamos.
 Llegó a la plaza, abrió su cartera escolar, saco un rollo de papel muy largo, martillo, puntillas y trozos cuadraditos de cartulina. Comenzó a clavar un cartel, que no podíamos ver. Ella no se quitaba, atenta y como encantada miraba y miraba, mientras nosotros, desesperados, nos fuimos acercando al lugar, sin darnos cuenta.
Cuando con mis propios ojos y cada quien con los suyos, vimos lo que vimos, no podíamos creerlo. Es que si no hubiese estado allí y José Rolando me lo contara, no lo creería.
Vean ustedes mismos, lo que nosotros vimos.













Ella se fue tomando de la mano al famoso "amigo invisible", diciendo bien alto: __ Quiero ver quién será ahora, el valiente que no creerá que existes. Y no digo más porque a buen entendedor, pocas palabras bastan. Vámonos de aquí Jorgito.

Lo veo y no lo creo, lo vi y ahora si que como su abuela hay que decir, que Teca, es mucha Teca.

11 comentarios:

  1. Adoro a Teca y a su creadora
    Un besazo.
    Àngels

    ResponderEliminar
  2. Esta teca, se las sabe todas. Dale un besito de mi parte.

    ResponderEliminar
  3. Que bueno lo del amigo invisible, me ha gustado muy mucho, yo también tuve mi amigo no visible... Teca cada día mejor y su creadora, que es un cielo de persona, un besazo.

    ResponderEliminar
  4. Esta Teca, ¡tiene fuerza y personalidad!

    ¡Mila, mis felicitaciones por tu buen hacer!


    ¡Abrazos infinitos!

    ResponderEliminar
  5. No hay quien pueda con Teca, ella es una brujita encantadora.

    ResponderEliminar
  6. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  7. jajajajajajja, muy graciosa y sabia la Teca...que logra despertar la curiosidad de sus amigos...y dejarlos en vilo, siendo muy Teca.

    ResponderEliminar
  8. Mila: ¡cuánta simpatía en tu historia! es entrañable. Te felicito.
    Un abrazo grande desde Buenos Aires ;))

    ResponderEliminar
  9. Estoy tan emocionada con esta nueva aventura de Teca, que ya no sé qué decirle. Bueno, sí, le digo que espero esa historia donde Jorgito aparece y demuestra que no es invisible.

    ResponderEliminar

Ya sabes a los peques nos encantan los estímulos así que unas palabritas tuyas en el Blog vendrán de maravillas. Gracias Jorgito,Teca y Mila.